Desokupa

PROTESTAS VECINALES CONTRA LOS OKUPAS

Son cada vez más los vecinos de diversas localidades de nuestra geografía que se organizan ante la dejadez de las autoridades frente al fenómeno de la okupación ilegal. Y prueba de ello son las concentraciones que se han organizado en A Zapateira, un municipio de la provincia de A Coruña, en Galicia. El pasado lunes, unos ciento cincuenta vecinos y foráneos se concentraban delante de las casas okupadas de la localidad durante varios minutos en señal de protesta.

Tras la organización de la protesta, que se realizó vía WhatsApp e intercambiar algunos mensajes con los okupas ilegales, se procedió a efectuarla. Estos okupas con los que contactaron los vecinos les hicieron llegar su malestar ante la concentración, que calificaron de injusta.

Posibles altercados de okupas

El día de la protesta y ante los vecinos se posicionaron algunos efectivos de la policía local con el fin de ejercer cierta presión ante los posibles altercados. La policía había avisado de que se podría tratar de una concentración que acabase con algún conato de violencia. Así, los vecinos y los okupas ilegales quedaban avisados de que se sofocaría cualquier tipo de altercado.

La protesta duró apenas treinta minutos y se presentó con la consigna “Fuera okupas”. Los vecinos llevan años sufriendo las consecuencias de este tipo de delito. Inseguridad en las calles, tráfico de drogas, peleas, robos… Toda una caterva de delitos que se ceban con la paz y tranquilidad que se vivían en estas calles antes de que se okuparan estas casas.

Los vecinos y los okupas

«Estos días están okupando las oficinas del banco, pero a lo mejor mañana puede ser la mía, cualquiera de los que estamos aquí podemos sufrir este tipo de actos el día que regresemos de nuestras vacaciones o de un fin de semana fuera», ha señalado el presidente de la asociación de vecinos de A Zapateira, Juan Sánchez Albornoz. «Queremos que sepan que okupar no les puede salir gratis.»

Los okupas juegan con ventaja. Si acceden a la casa okupada ilegalmente y no se produce ninguna intervención dentro de las primeras setenta y dos horas, sacarlos de allí puede convertirse en un vía crucis. Y esto no lo desean en ningún vecindario. Las okupaciones ilegales en Barcelona y Madrid, dos grandes ciudades de nuestro territorio son muy comunes. Sin embargo, en ciudades y pueblos más pequeños no se conocen tanto. Por ello, son cada vez más los okupas que se dirigen hacia estos enclaves.

 

Leave a Reply

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies